Estadounidenses protestan contra ataques a Siria